Sociedad: Gamonal y Sodoma

gamonal-pintada-efe Lo que actualmente ocurre en Gamonal no son simple protestas contra unas obras municipales. Con o sin el reconocimiento de sus actores, los disturbios de Gamonal apuntan a ser la válvula de escape de una situación que ahoga el pueblo español y que está poniendo al descubierto nuestro retroceso general a la Europa de 1789 cuando la clase obrera y media-alta se dieron cuenta que pronto les haría incluso falta trabajar para respirar. No se puede más. Según el INE, el 28 por ciento de la población española en 2013 está en riesgo de exclusión social, ni más ni menos que uno de cada cuatro conciudadanos nuestros.  Y los que siguen teniendo un trabajo, dan gracias incluso aceptando bajarse la dignidad por debajo de los tobillos porque les ahoga la desesperación de algunos y la avaricia de otros.  La gente se desencanta de los políticos y de sus políticas, las personas pierden la confianza en nuestras instituciones, y mientras las matracas caen sobre las cabezas de muchos de ellos por querer gritar en la calle, observamos grotescamente como otros más Reales pero menos creíbles acaparan el respeto y los cuidados de los que hemos elegido para ser nuestros representantes y defensores. España se ha vuelto loca, estamos en el escenario de Edward Munch y somos su personaje principal. Nuestros fiscales se elevan en armas contra los jueces aún no adulterados de nuestra democracia. Se fiscalizan nuestros pasos y se penalizan nuestras opiniones, nos vuelven locos y logran que pronto veamos a Justin Bieber como el salvador de nuestra nación y al neoliberalismo que ha traído todos estos males como el orden lógico y legítimo de nuestra sociedad. La corrupción extendida corrompe nuestra  visión general y vemos deshonestidad en todos, incluso en los samaritanos que aún creen en la honestidad de algunos grandes. España se vuelve huérfana, el pueblo ya solo puede apañárselas por si mismo. Gamonal es el reflejo de una Gomorra con la camorra política y económica de Roberto Saviano. 

Lo que ocurre en Gamonal pues, no son simples protestas; puede ser el fósforo rojo que prende un movimiento aletargado del pueblo , y cuyos gobernantes con sus rottweilers numerados podrían no lograr parar. Puede ser el “¡Alto! Que hemos tocado fondo y vamos a invertir los papeles”. ¿Es esto un peligro? Sin lugar a dudas; ninguna opresión ni revolución trae con si cosas buenas durante su gestación. Pero también es una de las pocas soluciones que este, nuestro pueblo, asfixiado y desamparado, ve para dejar de estar bajo el yugo de unos pocos.

Anuncios

Una respuesta a “Sociedad: Gamonal y Sodoma

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s